sábado, 8 de agosto de 2009

Total.. para que discutir?

.



Si vas a hacer caso, a todo lo que digan las malas lenguas, vas aviado. El Pepe, se va a prisión porque dicen que ha robado. Que tenia demasiados amigos incendiarios, que eran el mismo demonio, vendía el alma por poder, un traguito de vino y un poquito de parne. Juanota la loca junto con Agustina de Aragón, prepararon un viaje veraniego a Mallorca. Vestidas de cocineras tipo culebron, conversaban con Cristóbal Colon experimentado gran cocinero. Se enamoraron de un sargento de la legión. Cuando llegaron a su destino, allí implantaron la salida por las plazas, la noche de botellón y tapeo, eran sus dominios. Impusieron la moda y comenzó una repoblación de friquis a gastos pagados. Y vecinos, sin dormir, con mucho calor e indignados. Yo no sé si creerlo, pero allá tu. Siempre puedes chismorrearle a un paparazzi y llevarte unos cuartos o enteros, si le das bien a la lengua y eres un prestigioso y buen cotilla de los primeros, saldrás en las revistas rosas, amarillas o del corazón latiendo. Dicen que es todo un arte y saca licenciatura. Se puede llegar al grado superior, es una carrera no muy larga, eso si, hay que tener de nacimiento ese don, y buena escuela.

Sé, que la crisis viene por algo. Y algo fue el detonante. Estos tres delirantes.., el Pepe, Juanota y Agustina fueron sus pioneros y responsables. Les preguntan donde esta el dinero, y ellos haciendo el sueco, saben hacer bien el muerto. La cuestión, es que aunque los mataran no soltarían ni prenda . En estos tiempos no estamos para dar nada. Ahora, de consejos tengo bolsas llenas. De malla de medio kilo y bolsitas de docena, aroma pino y lavanda, sabor melocotón y naranja.

.

3 comentarios:

La sonrisa de Hiperión dijo...

Eso digo yo, si al final nos vamos a tratar todos a cañonazos.

Saludos.

María dijo...

Lo mejor quedarnos con las cosas positivas, y las negativas, dejarlas a un lado.

Un besazo.

María dijo...

Lola, te deseo unos felices días, no sé si estarás de vacaciones o no, pero de la forma que sea, te deseo unos felices días.

Seguimos cerca siempre, a pesar de la distancia.

Te quiero amiga.

Un fuerte abrazo.

Guardando las distancias

Aquellas varitas mágicas que salían de la manga.  Ha sido un golpe de paz en intimo silencio... sorpresa, respiro de tranquilida...